Cennect with us

Opiniones

La Feria del Libro, Zona Colonial y lo absurdo

Publicado

en

POR CARLOS NINA GOMEZ
([email protected])

La Plaza de la Cultura, maravillosa estructura urbana ubicada en el centro de Santo Domingo (nuestra Ciudad Primada de América), es el lugar ideal  para la celebración de grandes eventos culturales, artísticos y de sana recreación.

 Es, además, el lugar adecuado  para ser la sede para el montaje de actividades relacionadas con el libro…sí, el libro, que es el instrumento más alto del conocimiento humano.

La Plaza de la Cultura,  inaugurada hace decenas de años -con un extenso territorio que reserva un amplio espacio al singular Teatro Nacional Eduardo Brito-  ha sido decenas de veces la casa de los escritores dominicanos.

En concreto, y para que se entienda mejor, es el tradicional escenario en el que se han celebrado varias ricas ediciones de la siempre esperada Feria Internacional del Libro. Todas se han visto matizadas de rotundos éxitos y, por demás, colmadas por masivas asistencias de público. El 22  de abril (¡uff, mes histórico de la patria amada!) será inaugurada una nueva versión de la Feria Internacional del Libro que ha sido bautizada con este nombre: “Ven al libro”. En esta ocasión tiene  una dedicatoria -In Memoriam- a Carmen Natalia y Pedro Peix.

Un informe de los organizadores señala que «en esta nueva edición de la cultura nacional lo más novedoso será que por primera vez se realizará una especie de Bolsa del Libro, con un centro de negocios para que escritores, editores y libreros se pongan de acuerdo en nuevas ediciones”.

Como es tradición -y así tiene que ser- el acto inaugural estará encabezado por el Presidente de República. Luis Abinader, como de jefe del Estado, debe hacer una exhortación a que la gente se entregue a la lectura de libros…la necesaria lectura de libros que se ha perdido en los últimos años en República Dominicana.

Como modesto escritor -mi producción libresca llega a veinte obras- he tenido la oportunidad de participar en por lo menos 14 o 15 emisiones de la Feria Internacional del Libro. Todas montadas, con esmerada organización, en el área de la Plaza de la Cultura.

Tras la devastadora pandemia, llegada al país por el nacimiento del terrible coronavirus (el Covi-19), el trascendental  evento cultural sufrió un «natural» colapso.   

 Debo anotar que cuando leí que la versión del 2022 iba a celebrarse en la Zona Colonial, de inmediato reaccioné con esta frase: ¡Eso es un absurdo!

¿Para qué está la Plaza de la Cultura? Que respondan los “nuevos genios” organizadores de la Feria Internacional del Libro.

Centinue Reading
Publicidad