Cennect with us

NACIONALES

Interrogarán Sarita Valdez por muerte periodista José Miguel Montero

Publicado

en

Jose Miguel MonteroLa Fiscalía del Distrito Nacional, interrogará este miércoles al médico forense Sergio Sarita Valdez, con relación a la muerte del periodista de El Nacional, José Miguel Montero, en condición de testigo a cargo.

Sarita Valdez fue citado mediante acto de alguacil número 629-13 del ministerial Justo Aquino, alguacil ordinario del Cuarto Tribunal Colegiado de la Cámara Penal del Distrito Nacional.

El interrogatorio será practicado por los fiscales adjuntos Primitivo Comas y Dante Castillo, quienes llevan a cabo la investigación de la muerte del periodista por negligencia médica en el Centro Médico Antillano, ocurrido el 3 de agosto del 2012.

El patólogo Sarita Valdez ha sostenido públicamente que la muerte del periodista Montero no fue natural, sino provocada por una mala práctica de los médicos que lo operaron el 3 de agosto.

El exdirector del Instituto Nacional de Patología Forense ha reiterado que los médicos que operaron a Montero cometieron una serie de errores durante la cirugía que provocaron su fallecimiento.

“Si hubo mala práctica o negligencia médica eso tiene que determinarlo la justicia, yo lo que sé es que se cometieron una serie de inobservancias en su seguimiento posquirúrgico que finalmente le provocaron la muerte”, ha insistido el galeno.

Con relación al caso ya han sido interrogados los médicos Gabriel A. Mañé Molina, cirujano; César Mejía, director médico del centro, y Carlos Marmolejos, anestesiólogo.

El pasado mes de junio la Fiscalía del Distrito Nacional allanó el Centro Médico para requerir el expediente correspondiente a Montero y para ello fue preciso que la jueza coordinadora de los juzgados de instrucción del Distrito Nacional dictara una orden autorizando el allanamiento y secuestro de los documentos.

El 3 de agosto del año pasado Montero se sometió a una operación de la nariz para corrección del tabique y reducción del cornete. Como consecuencia de la operación murió una hora y media después de ser intervenido quirúrgicamente.

Al día siguiente del fallecimiento le fue practicada una autopsia que arrojó que la muerte se debió a un edema de glotis, epiglotis, posprocedimiento quirúrgico (uvuloplastía, turbinoplastía y septorrinoplastía), con obstrucción de la vía respiratoria aérea alta y fallo cardíaco agudo como mecanismo terminal.

Publicidad
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados cen *